pan am 103

pan am 103

jueves, 17 de septiembre de 2015

CUESTIÓN DE VIDA O MUERTE: EL CASO DEL BULLDOG "SIMBA" EN EL VUELO 85 DE AIR CANADA.

Boeing 787 Dreamliner de Air Canada (página electrónica de Air Canada).


Esto no se ve diario, pero sucede...


Sabemos que quien lleva el comando totál de los mandos es el comandante junto a su auxiliar de cabina y sus asistentes de vuelo que atienden a los pasajeros, él y solo él tiene la responsabilidad de llevar a todos vivos, sanos y salvos a su destino, y cuando digo a todos, me refiero a todos, y esto incluye a las mascotas de algunos pasajeros.


Este caso viene a cuento por el hecho de que un comandante de Air Canada desvió una aeronave en pleno vuelo transoceánico a causa de una falla en la sección de carga aérea que además llevaba a una mascota, y que para el momento de los hechos estaba en peligro inmediato de muerte, veamos este caso rápido del vuelo 85 de Air Canada y la aventura del perro bulldog francés "Simba".

"Simba" en brazos de su dueño German Kontorovich (NY Daily News).

"Simba" tiene siete años de edad, su dueño, el señor German Kontorovich, van a viajar a Toronto, en Canadá, al otro lado del mundo, por eso, el señor Kontorovich ha comprado su billete para viajar en el vuelo 85 de Air Canada, la fecha para el vuelo es el 13 de Septiembre de 2015.


Ellos abordan uno de los novedosos Boeing 787 Dreamliner con que cuenta la flota internacional de Air Canada, su destino, el aeropuerto internacional Toronto Pearson, en Toronto, Canadá, el señor German Kontorovich documenta al perro para que viaje en la sección de carga de mascotas, se separa de su amigo y espera verlo en Canadá.


Se sabe que en el aparato van 232 personas entre pasajeros y asistentes de vuelo, la identidad de quienes estaban a los mandos se mantiene en reserva, lo que se sabe es que luego del despegue de Tel Aviv apareció en las pantallas de cabina de mandos una alerta que indicaba que en la sección de carga aérea donde van las mascotas había un problema en la calefacción, el comandante sabía que en esa sección se hallaba al menos un perro, a altitud de crucero las temperaturas externas bajan de manera considerablemente y afecta a la sección donde van las mascotas, sin la calefacción funcionando éstas pueden morir de frío, el comandante tiene que decidir qué hacer, y esto implica dos cosas, tiene que desviarse a otro aeropuerto para aterrizaje de emergencia, y con esto debe gastar combustible extra.


Lo piensa un poco, y decide, despues de todo, es responsable de todas las vidas que lleva tras sus espaldas, y eso incluye al perro, así que se desvía al aeropuerto de Fráncfort, en Fráncfort, Alemania., que es una de las sedes europeas de Air Canada.


Aterriza allí y luego de saber que el perro se halla bien y entregárselo a su dueño, los pasajeros siguen la ruta en otra aeronave con un retraso de unos 75 minutos respecto al itinerario original, pero cuando se supo el por qué de este desvío hubo consenso entre esos pasajeros que se sintieron bien acerca del comandante del vuelo 85 por mostrar humanidad ante una situación peligrosa para una mascota viajera, el señor German Kontorovich, dueño de "Simba", lo expresó así:


---Estoy agradecido por la decisión del capitán de Air Canada, "Simba" es mi perro, es como mi hijo, es mi todo.


Y si bien se mantiene en el anonimato la identidad del comandante del vuelo 85 de Air Canada, estoy seguro que, en donde sea que ahora se halle, lleve la satisfacción de haber salvado una vida y haber hecho felíz al dueño del perro, y a quienes entendieron el por qué de sus acciones del 13 de Septiembre de 2015, nos vemos pronto.



Fuentes:

---CNN.

---USA Today.

---Grupo SIPSE.

---www.citynews.ca



Video:

---Fragmento de Noticias Caracol de Colombia dando la noticia, tomado de Youtube.com




video






1 comentario:

  1. Hay pocos capitanes que realmente se preocupan por la seguridad de TODOS los ocupantes que lleva en el vuelo. Felicidades.

    ResponderEliminar